martes, 13 de diciembre de 2016

, , , ,

Amigos Genuinos

Alfonso Osorio



"El Hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo; y amigo hay más unido que un hermano" Prov.18:24
Que clase de amigos somos? Esto puede medirse NO con la cantidad de amigos que tenemos, sino con la cantidad de amigos que NOS TIENEN.  Esto es, ¿Cuantos de los que nosotros consideramos nuestros amigos, nos consideran a nosotros como SUS amigos, pues podemos estar engañados pensando que somos amigos de todos pero nadie nos considere como amigos genuinamente.

Algunos son de temperamento sanguíneo, el bienestar de su día depende de cuanto se relacionan, la interacción social los revitaliza. Otros son más retraídos, rehuyen el bullicio social, son tachados de antipáticos e incluso de ermitaños. La amistad entonces, no depende de nuestra capacidad social.
Tampoco se trata del grado de compatibilidad que encontramos en los demás. La compatibilidad es pegamento instantáneo, pero no adhiere a profundidad: con el tiempo se deshace. La compatibilidad es una versión del amor propio, nutrido por las similitudes que encontramos en el otro. Nada deleita como descubrirse en otro como espejo de coincidencias, pues nadie se aborrece a sí mismo.

"Porque nadie aborreció jamás a su propia carne, sino que la sustenta y la cuida, como también Cristo a la iglesia" Efe.5:29
El carisma personal tampoco define la clase de amigos que somos. La gente se arremolina en torno de estrellas sociales, íconos de un “super-amigo”,  que terminan desilusionando a muchos cuando tras el desengaño aprenden que el interés de ellos es la popularidad, no la amistad a fondo: El que es amigo de todos no es amigo de nadie.

La Biblia considera la amistad como un tema con fundamento espiritual, no social. No es una manifestación sociológica de la cultura sino la escuela donde se aprende a perfeccionar el amor al prójimo, y que a su vez es el fundamento también del matrimonio.

El matrimonio es indudablemente la relación humana suprema. Pero el matrimonio es el resultado de una amistad. Ninguna esposa puede decir “mi marido es un excelente esposo pero es un pésimo amigo”. Al contrario, el cónyuge es el amigo por excelencia, así lo reconoce el Cantar de los cantares: “Tal es mi amado, tal es mi amigo”. Los fracasos matrimoniales son el resultado de la unión de dos personas inmaduras que no supieron desarrollarse en la amistad.

¿Como puedo ser un amigo genuino?

PARA SER UN BUEN AMIGO HAY BUSCAR BUENOS AMIGOS

¿Cómo se logra ser un buen amigo según la Biblia?. Comienza buscando buenas amistades, "Dime con quién andas y te diré quien eres"; la amistad es un poderoso medio de influencia. 
Salomón lo describe como un roce transformador: 
"Hierro con hierro se aguza y así el hombre aguza el rostro de su amigo" Prov.27:17 
El alma es moldeable y absorbe inconscientemente las mañas o virtudes del amigo. La amistad te hace o te deshace. Por esto debemos guardar distancia de la mala influencia. Es una bienaventuranza no andar en consejo de malos, en camino de pecadores, ni en silla de escarnecedores (Salmo 1:1). Viceversa, debemos buscar la buena influencia: “El que anda con sabios, sabio será…” (Prov. 13:20).

Estos versículos nos advierte a buscar calidad y no cantidad. Solo a los "verdaderos amigos" llevamos a la zona profunda de la amistad. Esta clase de amigos pueden contarse con una mano, y sobran los dedos. 

EL BUEN AMIGO BUSCA UNA AMISTAD PERDURABLE

Tanto debemos de trabajar por conseguir el buen amigo cómo preservarlo. Los amigos no son productos desechables después de una temporada de uso. No faltan los que fácilmente inician y fácilmente terminan con la amistad.

En los principios de su reino Salomón tuvo una encomiable disposición. Buscó a Hiram, antiguo amigo de su padre David, poniendo en práctica su propia filosofía: 
"No dejes a tu amigo, ni al amigo de tu Padre; ni vayas a la casa de tu hermano en el día de tu aflicción, mejor es el vecino cerca que el hermano lejos" Prov.27:10 

Lamentablemente, Roboam su hijo ignoró este principio, escogió lo nuevo antes que lo sabio, se rodeó de jóvenes lambiscones (jejejeje) cuyo mal consejo le costó la división de la nación de Israel.

Charles Bridges dijo: 
"Hay muchas cosas que son mejores cuando nuevas, pero respecto a la amistad. Un amigo es mejor cuando es antiguo y ha sido probado."

Sólo podrás tener una amistad perdurable si no te olvidas de tus amigos. Sin duda, la amistad cambia con las diversas etapas de nuestra vida: Cuando comenzamos en la vida laboral, cuando nos casamos o cuando tenemos hijos. Pero aún así el verdadero amigo lo es de corazón, no solo de circunstancia, y toma la iniciativa para continuar cultivando la amistad antigua, pues: “El hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo…” (Prov. 18:24).

EL BUEN AMIGO ES ÍNTIMO PERO NO ABSORBENTE

Como toda bendición, la amistad se puede convertir en algo destructivo si no somos sabios. Cuando tu vida gira en torno a tus amigos; cuando vives para tus amigos; cuando los demás no pueden relacionarse contigo sin tener que relacionarse también con tus amigos, o cuando ellos no pueden relacionarse con nadie más que contigo, entonces, la amistad se ha desvirtuado.

Dios creó la amistad no para disolver la individualidad. Se trata de la unión de dos corazones y no de la fusión de dos personas o personalidades, cada uno tiene su propósito, su meta, su vida, no tienen porque volverse una sola a menos que sean matrimonio. 

Existen personas extremadamente inseguras que no pueden dar un paso sin usar la amistad como seguridad. Otros son dominantes que meten a sus amigos en una jaula y les cortan las alas para que no levanten vuelo alguno si no está autorizado y gobernado por la torre de su control. Los amigos son nuestros compañeros pero son posesión de Dios no nuestra.


Existen muchas otras cualidades de la amistad pero el llamado del creyente es primero tener a Cristo como su amigo, y entonces Él será el modelo de una genuina amistad. Cuando tenemos a Cristo como amigo buscaremos tener amigos como Cristo.




viernes, 9 de diciembre de 2016

, , , ,

El Gran Contraste

Alfonso Osorio


"El Señor ha dado sabiduría a Bezaleel, a Aholiab y a los demás talentosos artesanos, y los ha dotado de habilidad para realizar todas las tareas relacionadas con la construcción del santuario. Que construyan y amueblen el tabernáculo tal como el Señor ordenó».  Así que Moisés mandó llamar a Bezaleel y Aholiab y a todos los otros a quienes el Señor había dotado de modo especial y que estaban ansiosos por ponerse a trabajar" Ex.36:1-2 NTV
"Así pues, Bezaleel y Oholiab, y todo aquel artesano hábil, a quienes yhvh había dotado de habilidad e inteligencia para saber hacer toda obra para el servicio del Santuario, hicieron según todo lo que yhvh había ordenado. Y Moisés llamó a Bezaleel, a Oholiab y a todo artesano hábil, en cuyo corazón yhvh había puesto sabiduría, a todo aquel cuyo corazón le impulsaba a acercarse a la obra para hacerla" Ex.36:1-2 La Biblia Textual



Bezaleel y Aholiab representan una Generación de personas llenas del Espíritu y dotadas de toda inteligencia única y habilidades en las artes, ingeniería, diseño, construcción; ellos fueron bautizados por el Espíritu Santo para ello.


"Y dijo Moisés a los hijos de Israel: Mirad, Jehová ha nombrado a Bezaleel hijo de Uri, hijo de Hur, de la tribu de Judá; y lo ha llenado del Espíritu de Dios, en sabiduría, en inteligencia, en ciencia y en todo arte, para proyectar diseños, para trabajar en oro, en plata y en bronce, y en la talla de piedras de engaste, y en obra de madera, para trabajar en toda labor ingeniosa. Y ha puesto en su corazón el que pueda enseñar, así él como Aholiab hijo de Ahisamac, de la tribu de Dan; y los ha llenado de sabiduría de corazón, para que hagan toda obra de arte y de invención, y de bordado en azul, en púrpura, en carmesí, en lino fino y en telar, para que hagan toda labor, e inventen todo diseño" Éx 35.30–35 RV60

Sin embargo no fueron los únicos, este capítulo destaca que todos al igual que Bezaleel y Aholiab tenían ese mismo espíritu artístico y que el Señor les había dado pericia y habilidades (NVI) fueron los que trabajaron el Tabernáculo.

Los recursos fluyeron abundantemente cuando ellos pusieron manos a la obra ¿porque?


Moisés les entregó todo lo que se había juntado, esto traducido a nuestros días eran millones de pesos pero Dios se los confío y trabajaron íntegramente. Este tipo de personas son los que Dios levanta en medio de su pueblo y pueden manejar los recursos de Dios para la edificación sabia y hábil, administrando y cuidando las finanzas del Reino que Dios les confía.

El pueblo seguía trayendo cada mañana más y más hasta que con sinceridad y transparencia ellos hablaron a Moisés pidiendo que no se trajera más, pues era suficiente. Eso habla de su temor a Dios, de su integridad y de él entendimiento que estos artistas, artesanos, ingenieros tenían de las finanzas del reino de Dios, no son nuestras, son de Dios y sólo somos administradores de sus recursos, sabiendo que el es dueño y Señor de todo, a esto le llamamos Mayordomía.

Un increíble contraste.


El Tabernáculo fue una obra esplendorosa y en gran manera hermosa, en medio del desierto, en medio de tierra árida, una obra de arte en medio de la nada, un contraste del esplendor del Reino de Dios situado en tierra de desolación, aridez y muerte.
Estos artistas se encargaron de plasmar los diseños celestiales que Dios le mostró a Moisés y ellos les dieron forma en la tierra, no eran profetas, pastores, apóstoles, eran artistas, artesanos, ingenieros , inventores, los cuáles Dios usó en lo natural y lo convirtió en profético, pues la obra de sus manos proféticamente tipifica verdades de los cielos, de la salvación de la eternidad ejecutado a la perfección no por Moisés sino por estos hombres.
Cada trazo profetizaba, cada puntada que hacían era guiada por el Espíritu, cada dibujo hablaba de la eternidad.


Del mismo modo se necesitan hombres y mujeres dotados del mismo Espíritu, para traer un contraste del esplendor del Reino y la desolación de este mundo, se requiere una Generación que por medio de la obra de sus manos, su trabajo, su arte, su ingeniería, sus inventos, desempeñen roles que contrasten el Reino de los Cielos con la devastación y muerte que hay al rededor.

Tal vez no serás Apóstol, Pastor, Profeta, Evangelista, Maestro, pero puede que seas de esa generación que al igual que los 5 ministerios fundamentales necesitan estar también llenos del Espíritu Santo, ungidos con poder para anunciar y ser testigos en donde se encuentren.
Tal vez tu eres parte de esa generación de artistas que necesitan ponerse a trabajar, diseñar e inventar para mostrar la diferencia de la Unción del Espíritu en un hijo del Reino de Dios en medio de tierra de muerte.
Tal vez tu piensas que esto no es espiritual pero es más espiritual de lo que crees, puede que no pienses que esto es ministerio, pero este es un tipo de ministerio diferente pero increíble y necesario.
Si eres parte de esa generación tienes que levantarte, ser lleno del Espíritu y poner manos a la obra pues mucho camino te resta.



miércoles, 7 de diciembre de 2016

, , , ,

Desarrolla tu Capacidad

Alfonso Osorio

"A uno dio cinco talentos, y a otro dos, y a otro uno, a cada uno conforme a su capacidad; y luego se fue lejos."Mt.25:15

Vemos hoy en día en medio del mundo y tristemente aún dentro de la iglesia, una lucha y competencia entre  amigos, ministerios y hermanos por sobresalir o por reconocimiento. 
Sin embargo tenemos que revisar nuestro corazón y motivaciones dentro del servicio a Dios para que no caigamos en el error y nos lleve a una vida de frustración.

1. Para recibir más hay que desarrollarse más.

Para recibir más hay que estar en condiciones de poder manejar más y para recibir más hay que crecer más. 
Necesitamos dejar de fantasear y entender que no vamos a recibir cinco talentos  si estamos desarrollados para manejar solo dos. Cada uno recibe conforme a su capacidad. No es culpa de Dios o de nuestras autoridades, es nuestra capacidad o nuestra falta de interés por desarrollarnos.

En realidad es mejor que esto sea así porque, si recibiéramos cinco estando capacitados para manejar dos, terminaríamos en serios problemas.
La mayoría de las personas ponen el énfasis en recibir más, cuando tendrían que ponerlo en desarrollarse más. 
Cuando tú estés preparado para recibir más, entonces serás tenido en cuenta para estar sobre mayores cosas, sabiendo que funcionarás correctamente con esa medida y no serás avergonzado por la situación.

2. Existen personas que reclaman más sin haberse preparado para más:

Pretenden un supermercado y no pueden manejar una tiendita.
Pretenden ser gerentes y no pueden manejar sus propias vidas.
Pretenden tener riqueza y no pueden administrar lo que ya tienen.
Pretenden un gran ministerio y no sirven en ninguno. 
Pretenden ser reconocidos y no se destacan en lo que hacen.

Dejemos de reclamar y señalar lo injusto que es que otros tengan mayor posición o más que nosotros y concentrémonos en desarrollarnos más, iniciando un plan de multiplicación de talentos.

Tu plan de multiplicación de talentos debe contener:

Aprendizaje: en tu disciplina actual y en otras nuevas. 
Madurez: para dirigir tu propia vida y no tener que depender de otros. 
Flexibilidad: para adaptarte al entorno y a las formas.  
Humildad: sabiendo y no olvidando que todo es para el Señor y no para los hombres y mucho menos para nosotros mismos.
"Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres; sabiendo que del Señor recibiréis la recompensa de la herencia, porque a Cristo el Señor servís." Col.3:23-24
Por último revisa tu "currículum", si no hay nada nuevo que incorporar en él lo más probable es que estés estancado. Si es así, actúa de inmediato para desarrollar tu vida.

martes, 6 de diciembre de 2016

, , , ,

Una generación Integral

Alfonso Osorio


"Partiendo él de allí, halló a Eliseo hijo de Safat, que araba con doce yuntas delante de sí, y él tenía la última. Y pasando Elías por delante de él, echó sobre él su manto. Entonces dejando él los bueyes, vino corriendo en pos de Elías, y dijo: Te ruego que me dejes besar a mi padre y a mi madre, y luego te seguiré. Y él le dijo: Ve, vuelve; ¿qué te he hecho yo? Y se volvió, y tomó un par de bueyes y los mató, y con el arado de los bueyes coció la carne, y la dio al pueblo para que comiesen. Después se levantó y fue tras Elías, y le servía." 1Re.19:19-21 
Estamos viviendo tiempos en los cuales hay gran escasez de una juventud lista para enfrentar estos tiempos.
La Iglesia de Cristo esta perdiendo a sus Jóvenes y es porque no esta preparada para estos tiempos.

Son tiempos de:
- Gran presión al pecado.
- Falta de Convicciones propias.
- Falta de Carácter.
- Grandes Avances tecnológicos, que producen mentes pasivas.

Por ello se requiere una generación de Jóvenes que sabe enfrentar al mundo y no solo AGUANTAR sino CONQUISTAR, eso es el llamado de Dios.


1. HACE FALTA JÓVENES CON CARÁCTER
La falta de carácter es una característica de esta generación, esta llena de habilidades, de productividad, de talentos.  La Tecnología ha incrementado todo esto, pero NO HAY carácter, por el contrario encontramos cada vez más...

Jóvenes Fluctuantes
Jóvenes Sentidos
Jóvenes Frágiles
Jóvenes Indecisos
Jóvenes Irresponsables

Eliseo y Giezi nos muestran un ejemplo de esto. Eliseo desde que fue llamado estaba seguro de quién era y nada pudo hacerlo cambiar en sus principios. Era rico, y lo dejó todo, fue siervo, fue instrumento de Dios y aunque Naamán (2Re.5:1) le ofreció grandes riquezas tenía carácter, tenía una convicción tan firme que aunque todo era contrario, no desmayó, y siempre se mantuvo enfocado en su propósito. Este es el tipo de joven que hoy necesitamos, jóvenes que saben para que están en esta tierra y aunque les ofrezcan riquezas, poder, lujos, comodidades; si no es parte de su propósito rechacen toda distracción.

Por el Contrario Giezi, no tenia carácter y de inmediato fue seducido al error, aunque había experimentado grandes cosas, milagros, había caminado al lado de un gran profeta y visto cosas increíbles de primera mano por medio de Eliseo, pero que fácilmente fue desviado en su visión pues no tenía el carácter necesario.


2. HACE FALTA JOVENES QUE SE PUEDEN EXPRESAR. Mr.3:5 
Esta generación también ha sido atacada y herida en gran manera y está en muchos casos inhabilitada para expresarse, El enemigo desea herir los corazones porque sabe que si lo logra mata la pasión de los jóvenes.

"Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón", 

El enemigo sabe que si hiere el corazón, mata la vida del Joven. 
La expresión del corazón hacia el exterior es muy importante para alcanzar la libertad y ser útiles para el Señor. Expresar las emociones es necesario para la salud emocional y mental. Estamos en un mundo que quiere reprimir para inhabilitar emocionalmente y ensimismar a esta generación.


La rebeldía ya no es tanto el problema del Joven cristiano, ahora el enemigo esta cambiando la jugada, el enemigo de los jóvenes cristianos es la incapacidad de expresar sus emociones, hasta secarlos y amargarlos. La tristeza, la depresión cada vez es más común, es un enemigo silencioso que quiere matar tu Vida, tu brillo y tu fuerza.

Aprende a enfocarte en lo que Dios desea de ti, no te distraigas de la meta, toma carácter y no dejes que tu propósito se pierda. Exprésate, habla, relaciónate , no te calles, pensemos esto; 

"Ninguno de nosotros alcanzará grandes propósitos solos"

jueves, 28 de abril de 2016

, , ,

¿Cómo puede un Dios de amor enviar gente al infierno?

Alfonso Osorio



Muchas personas piensan que simplemente no parece correcto que Dios condene a algunas personas a un lugar de fuego y de condenación. Dios es amor, y la idea de castigar eternamente no encaja con eso, ¿verdad? Entonces, ¿Cómo puede un Dios de amor enviar gente al infierno?
Para empezar, será de gran ayuda entender que es el infierno.


Que dicen las Escrituras.

Jesús se refiere al infierno como un lugar donde hay fuego,  (Marcos 9:48). 
Al mismo tiempo se refirió a ella como un lugar de "tinieblas de afuera" (Mateo 22:13). Jesús utiliza a menudo metáforas en sus enseñanzas, y aquí estaba dando una figura de la naturaleza indescriptible del infierno.

Pablo lo describe como un lugar "fuera de la presencia del Señor y de la gloria de su poder" (2 Tesalonicenses 1: 9 NVI). 
Trate de imaginar un lugar alejado de Dios. Un lugar sin él es: un lugar sin amistad, sin amor, sin alegría, sin paz, sin belleza, sin satisfacción, sin aceptación, sin afecto, sin risas, y todo lo demás que se llama bueno. Eso sería el infierno, literalmente. Un lugar vacío de todo lo que Dios es sería un lugar de eterna soledad, un lugar llamado infierno. 
Creemos que cuando dijo "tinieblas de afuera" Jesús se refirió a una ausencia total de seguridad, ausencia de paz y un lugar lleno de temor e inseguridades juntamente con una soledad eterna, la cuál sería la fuente de angustia indescriptible.

Del mismo modo, el fuego eterno, describe el tormento del alma. Consumirse en vida y nunca terminar. 
Jesús dijo que es un lugar donde el gusano no muere. Mr.9:44 se refiere a un lugar de eterna descomposición moral, espiritual y un egocentrismo perpetuo, culpa eterna y remordimiento eterno por no haber elegido correctamente. Sabemos cómo el egoísmo y la auto-absorción conduce a vivir en amargura, la envidia y ansiedad, y a tener pensamientos tormentosos pero imagine esto por la eternidad. 

El deseo de Dios.

El infierno es, pues, un lugar ausente de Dios, que es la soledad absoluta. El infierno es un lugar de perpetua culpa y tormento emocional, mental y espiritual. Es difícil imaginar la angustia de un lugar como este, la soledad absoluta de muertos vivientes. Sin embargo, ¿un Dios de amor envía gente a ese lugar?

La Escritura deja claro que Dios "no quiere que ninguno perezca, sino que todos se arrepientan" (2 Pedro 3: 9). Él ama a todo el mundo y murió para que pudiéramos experimentar su presencia y toda la alegría y la bondad que trae. Pero no nos obligará a amarlo y a disfrutar de una relación con él. Así que en realidad, Dios no envía gente al infierno; hacen una elección libre para rechazarlo. No obliga a nadie a una relación con él. Y los seres humanos quedan en libertad de elegir aunque sus consecuencias pueden ser extremadamente negativas. Y cuando la gente elige servirse a sí mismos en lugar de servir a Dios, en realidad eligen un lugar vacío de amor y lleno de amargura llamado infierno.
Por eso Jesús dijo en Lc.9:24 con tanta razón que "el que quiera salvar su vida la perderá" porque la elección de servirnos a nosotros mismos comienza aquí y termina en el infierno.

C. S. Lewis dijo: "Todos los que están en el infierno lo eligen ... La puerta del infierno está cerrada por dentro." La gente toma la decisión de servirse a sí mismos, ya que es incómodo para ellos servir a Dios y a los demás. El Cielo, donde reside Dios es un lugar de culto perpetuo y servicio a él (ver Apocalipsis 4). Una persona que ha optado por una vida centrada en sí misma no toleraría el cielo.

El infierno no es el lugar donde Dios quiere que alguien termine. Pero Él no forzará a que lo elijan. Simplemente se ofrece a sí mismo como salvación de una eternidad sin él. "Yo soy la resurrección y la vida", dice Jesús. "Los que creen en mí, aunque mueran, vivirán de nuevo. Se les da la vida eterna por creer en mí y no morirán jamás "(Juan 11: 25-26 NVI).

En conclusión

El Dios amoroso no envía a nadie al infierno, en realidad nosotros lo elegimos. Por causa de su amor nos facilita la elección pero aún así la gente sigue optando por las consecuencias infernales en lugar de las celestiales.